De Ángeles y sus historias

Siempre he sufrido demasiado las perdidas, jamas he podido entender por que las personas dicen “Para siempre” sin saber el peso real de esas dos palabras juntas.

La primera vez que lo sufrí me dejo marcada para toda mi vida, mi Abuelo; ese hombre maravilloso que siempre tuvo caricias y buenas caras para mi, que siempre soporto estoico mis travesuras a pesar de su paraplegia, que sonreía cada que le “robaba” de su atole, que reía cada 5 de enero cuando espiaba a los “Reyes Magos” conmigo, que era capaz de contestar a todas mis preguntas sin desesperarse, que fomentaba mis sueños de princesas y sapos, que con una mirada calmaba mis angustias, que a pesar de sus limitaciones fue mi compañero de juegos….Un día sin explicación no quiso jugar y nos mando de viaje a mi mama y a mi, El sabia que su tiempo se agotaba, no quería que lo viera morir, no dijo nada pero se que por eso lo hizo. Me dio la bendición y lo ultimo que le dije fue: “Prométeme que me vas a esperar, no te vayas sin mi…”  nadie entendió por que dije eso, solo tenia 5 años y la idea de la muerte no estaba en mi cabeza, recuerdo la cara de mi abuelo al decirme que no me preocupara que el me esperaría, las lagrimas de mi abuela al entender la despedida y los ojos de mi mama intentando entender que pasaba. Nos fuimos a Hidalgo y al otro dia al regresar me recibio la mas cruel de las noticias, el hombre que consideraba mi padre, mi mejor amigo, el rey de mis cuentos, mi angel de la guarda,,,, Mi abuelo no me habia esperado, se fue sin mi a un viaje que no tenia retorno.

Por mucho tiempo lo odie por dejarme sola, por no cumplir su promesa; Pero ahora entiendo que jamas se fue, dejo tanto de el en mi que nunca me dejo, Tengo un ángel de la guarda para mi sólita, que me acompaña en cada paso, que jamas suelta mi mano a pesar de lo difícil del camino.

Muchas perdidas me han marcado, algunas llegaron de manera tan súbita que estuvieron a punto de enviarme al precipicio pero logre equilibrarme al borde.

La ultima gran perdida que tuve fue la de el que aun considero “El Amor de mi Vida” después de luchar con uñas y dientes, de creer en el a pesar de todos, de tenerle fe y defenderlo hasta de si mismo, un día simplemente se fue, no dijo nada ni un adiós. Le llore preguntandome por que su “Para Siempre” habia durado tan poco, llore sin entender como es que sus palabras no se hicieron actos, no dormi por esperar respuestas que jamas llegaron.

Después de unos días, entendí que su “Para Siempre” duro lo que tenia que durar, que Dios lo envió a curarme las alas para volver a volar, que su estancia en mi vida fue únicamente para hacerme mas fuerte y enseñarme que mi valor esta en ser quien soy; así con todo y mis defectos,  que soy capaz de amar sin limite, que soy una mujer maravillosa por el solo hecho de existir, que soy una amiga incondicional, que soy capaz de perdonar, que soy perfectamente imperfecta. Que mi ángel lo trajo a mi para aprender de el y que lo convirtió en un Ángel de apoyo para el, ahora tengo dos ángeles uno en el cielo y otro en la tierra, ambos me cuidan y están allí para verme crecer, a pesar de que ninguno esta conmigo siempre siento su alma pegada a la mía.

Ahora llega a mi vida otro Ángel uno que esta dispuesto a esperar, a confiar y acompañarme por algun tiempo en mi camino, no se cuanto dure su “Para Siempre” ni se que leccion viene a enseñarme pero estoy dispuesta a aprender, tengo mi corazon abierto a sus enseñanzas. Por experiencia se que caer y levantarse siempre duele pero cada vez que se logra se aprende y estoy dispuesta a aprender de el.

Este Ángel llego de manera inesperada, sin que nadie lo escuchara se metió en mi corazón y esperó pacientemente a que yo estuviera lista para verlo,  cada día procura que mi corazón tenga menos frió y que mis alas recuperen la fuerza, esta logrando que mis ojos recuperen el brillo y que mi boca dibuje una sonrisa.

Ahora se que nada es seguro, que los “Para Siempre” tienen fecha de caducidad, y que lo unico cierto es que la vida se la pasa dandote lecciones. A partir de hoy caminare por la vida tranquila, sabiendo que mis tres Angeles me cuidan.

Y espero que cuando llegue el “Para Siempre” de mi Angel mas reciente la fecha de caducidad sea muy muy muy lejana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s